LIGA MPAL Hmo: Delegados y directiva, unión total

Por
2017-10-10
baseball2

Lo que ha conseguido la actual directiva, junto a sus delegados, entrenadores, niños y jóvenes futbolistas, ha sido crear una identidad con la que todos los involucrados se sienten completamente afines.

 

Por Alberto Arellano / Triunfo Deportivo

 

HERMOSILLO, Sonora, 10 de octubre de 2017.- Una junta más, una arenga más y la demostración plena de que la comunión que hay entre la asamblea de delegados de equipos y la directiva está en permanente ebullición –deportivamente hablando-, sea cual fuere el resultado de sus representativos.

 

Aunque no están todos los que son, ni son todos los que están, la lista de equipos en todas las categorías supera las dos centenas, y una frase que suele aparecer en voz de la dirigencia es la siguiente: ¡Con ustedes, todo es posible!

 

Los representantes de los equipos infantiles y juveniles que conforman la Liga MPAL Hmo mezclan la pasión por el futbol con sus ocupaciones y al final del día la satisfacción es ampliamente recompensada, detrás de ellos está el apoyo de los padres de familia y entrenadores.

 

La comunión toral entre los delegados y su directiva no es de ahora. Bien es sabida la fidelidad que los entrenadores tienen por su Liga. Una organización que con la llegada de Fernando E. Mendivil hace casi tres años ha devuelto a los de la “municipal” a lo más alto. A pelear contra los mejores

 

Lo que ha conseguido la actual directiva, junto a sus delegados, entrenadores, niños y jóvenes futbolistas, ha sido crear una identidad con la que todos los involucrados se sienten completamente identificados.

 

Y ahora se respeta una identidad que la comunidad deportiva de la MPAL Hmo ha dejado claramente establecida frente a sus rivales: “Orgullosamente Municipal”.

 

Ser de la “municipal” es diferente a conseguir títulos. Lo más importante no son las copas. El delegado y/o entrenador de selección quiere que sus jugadores dejen todo por el escudo y la playera de una Liga histórica.

 

Todo esto tiene que ver con los avatares que se le presentan, con aquello de que nunca hay que dejar de creer pese a lo duras que hayan podido ser  las caídas. Levantarse y volver a luchar es la consigna deportiva.

 

La junta del pasado lunes fue una muestra más de ello. Si había que perder, que fuera con la cabeza alta y así fue ante un digno campeón estatal de la categoría 2003 como lo es el representativo de San Luis Rio Colorado.